Publicado el 29-07-2010

Nueva ley de comercio balearHan pasado seis meses desde la aprobación de la Ley de Comercio en Baleares.

Esta ley suspende la moratoria de 2005 que prohibía las grandes superficies comerciales permitiendo sólo implantar estos establecimientos en suelo urbano consolidado. ¿Su propósito? Dar igualdad de oportunidades y derechos con una oferta comercial próxima y de fácil acceso.

En la realidad, esto se traduce en que ya están entrando en la isla nuevas empresas, e incluso las existentes están dando el salto a grandes edificios en el centro de la ciudad. Mallorca resulta muy apetecible para ellas.

Nuestras islas viven principalmente del turismo y, por tanto, del sector comercial que mueve este turismo. Sin embargo ahora, el centro de la ciudad, la zona con los mejores locales donde se mezcla el comercio y la historia, se llenará de estas grandes tiendas. ¿A quién irá a parar el ya poco dinero que nos llega del turismo? La igualdad de condiciones con el pequeño comercio no parece creíble, por lo que éstos se sienten amenazados.

Esta nueva ley es una “obligada” adaptación a la Directiva Bolkestein aprobada por el Parlamento Europeo en 2006 y que entró en vigor en 2010.

Con todo, surge una duda: ¿Es correcto, conveniente o apropiado generalizar con este tipo de leyes, sin tener en cuenta las repercusiones en la forma de vida de una comunidad autónoma como la nuestra?

Enlaces de interés:



Escrito por el equipo de ST Sociedad de Tasación